¿Quién es Nikita Bellucci?

De padres italianos, Nikita Bellucci es una reconocida actriz porno que creció en los suburbios de París, trabajando de la mano de grandes productoras europeas esta despampanante mujer ha aparecido en algo más de 136 películas para adultos y en consecuencia ha sido nominada a premios en categorías tales como mejor artistas femenina, participación en mejor escena de sexo extranjera y mejor escena de doble penetración, entre muchas otras. Vídeos en https://www.mvideoporno.xxx/nikita-bellucci/.

El 2011 es recordado como su año debut y es que, con apenas 22 años, fue descubierta de manera casual por un productor de cine porno para quien fue más que evidente el gran potencial de la estrella que nacía frente a sus ojos. Aunque son realmente pocos los detalles que se conocen sobre su vida personal, lo que si está claro es que Nikita es el nombre artístico que escogió debido a que deseaba rendirle homenaje a su película preferida, Nikita de Luc Besson.

Todo sobre Nikita Bellucci

La francesa Nikita Bellucci, alcanza los 1,63 centímetros de estatura, tiene senos naturales y por su color de cabello es descrita como una ardiente morena. En el año 2013, este joven talento se mudó a Estados Unidos donde concretó la firma de un contrato con Hot Video; su energía sexual es tan fuerte que ha cruzado varios límites y por ello es un referente tanto en el sexo anal como en los encuentros interraciales y orgias.

La guapa Nikita acumula trabajos bastante reconocidos tal y como es el caso de Anal Appetite,​ Babysit My Ass,​ Fantasstic DP,Fetish A La France,​ Journalist y​ My Maid And Me por solo mencionar algunos, asimismo, en el 2016 ocurrió el paso más contundente en su carrera al dirigir y protagonizar la cinta Casting pour Libertines​ para Hot Video.

El retiro de Nikita

A finales del 2017, esta versátil actriz finalmente decidió dejar la industria del porno, pero esto no le ha impedido seguir dando de que hablar ya que es bastante activa en sus redes sociales e incluso ha sido varias veces noticia por su actuar en Twitter, plataforma donde ha informado que niños de 12 y 13 años suelen escribirle para pedirle fotos de desnudos.

Este tipo de hechos le han llevado a compartir reflexiones sobre el rol que cumplen las trabajadoras del sexo, insistiendo que los padres en lugar de educar a sus hijos y controlar con más eficiencia lo que ven, ceden la responsabilidad de explicar estos detalles a quienes como ella han participado en el porno y se supone que deben saberlo todo; sin duda se trata de una bella actriz que seguramente se ha quedado en el recuerdo de muchos por su fluidez ante la cámara y por esa deshinbición al momento de interpretar las escenas que llegaban a sus manos.